posicionamiento o presencia en la web

¿Llevas un tiempo pensando en abrir un negocio y no encuentras un nombre?, ¿No paras de darle vueltas y no acabas de decidirte?, tranquilo: acabas de encontrarte con el principal problema del naming.

El naming es la técnica encargada de dar solución a los problemas de creación del nombre de empresa o marca y es una parte fundamental del marketing. Un nombre adecuado para tu empresa puede abrirte puertas en el campo de la publicidad, posicionamiento o presencia en la web, generando que tus ventas aumenten.

Si te sientes un poco abrumado con todo esto del naming, de nuevo, tranquilo. Existen empresas encargadas de gestionar este campo desde la perspectiva más profesional.

No debes olvidar que, un buen nombre de empresa debe ser:

-Breve.
-Recordable.
-Con identidad propia (no confundible con otras marcas o empresas).
-Identificable con tu empresa.

-De buena sonoridad y buena lectura.
-De fácil gramática.
-Que sea compatible con el eslogan y logotipo de tu empresa (más adelante).

Además el nombre de tu empresa no tiene porque estar compuesto únicamente de palabras, sino que puedes usar otros elementos como acrónimos, siglas, prefijos, sufijos, onomatopeyas, números o nombres propios.

-El brainstorming tu mejor aliado: Para empezar, haz una lista con aquellas palabras o elementos que quieras incluir en tu nombre de empresa o marca. Reduce la lista de 10 a 5 palabras y cuando la tengas es momento de ponerte en manos de las herramientas que ofrece internet: los generadores de nombres de empresa.

Como nos aventurábamos a anunciarte más arriba, existen empresas profesionales que se encargan de gestionar el naming (y otros aspectos del marketing de tu empresa) quienes conscientes de la problemática de dar un nombre a los negocios, han puesto a disposición de los usuarios herramientas útiles para crear nombres de empresa atractivos.

Sólo tienes que buscar uno de entre los cientos que ofrece la red, introducir las palabras clave y observar los resultados que te ofrece. Existen generadores que actúan por temática de negocios, acotando la búsqueda. Con los resultados en la mano elige y da forma a la idea, personalízala si lo consideras necesario.

Comprueba la disponibilidad del nombre con un comprobador de disponibilidad de nombres de dominio (también online) que, aunque nacidos para saber si un nombre está siendo usado por una web, ayuda a conocer si existen registros similares.

Para terminar, no olvides registrar el nombre de tu marca o empresa evitando interferencias de terceros en la buena marcha de tu negocio.